Salar de Uyuni, caminar en un desierto de Bolivia

Luis PAREJA

Cuando decidí visitar el Salar de Uyuni lo primero que hice fue buscar información sobre ese mágico lugar, a decir verdad, la mayor parte de datos que encontré fueron negativos, iban desde quejas sobre las agencias de turismo hacia lo duro del tour, sobre todo el de 3 días.

Ahora que ya estuve durante 3 días en el salar y todo lo que implica dicha aventura al sur de Bolivia, puedo decir que cualquier sacrificio vale la pena. A mi me tocó, como uno de los pocos que hablaba español en el bus de salida, negociar con bloqueadores de carretera para que nos permitan pasar, pero pese a ello, es un destino que recomiendo mucho.

La agencia de viajes Foreiner & Adventur (así se escribe), me cobró 140 dólares por los 3 días de tour, ese pago incluyó los traslados en una 4×4, desayunos, almuerzos y cenas. Dentro del salar se tienen que pagar 180 bolivianos por el ingreso a los parques nacionales. Puede que el precio sea un poco mayor a lo que se suele pagar, pero valió la pena.

El viaje comenzó a las 11am. El primer lugar que visitamos fue el cementerio de trenes, que se encuentra antes del salar. Es un buen lugar para tomar fotos. Hay varios trenes antiguos muy oxidados pero en buen estado como para subir en ellos.

Sigues con la camioneta y comienzas a ver a lo lejos una enorme mancha blanca, es el impresionante Salar de Uyuni. Todo lo que ves alrededor es sal, como fui en junio, hacia algo de frío, pero no fue impedimento para disfrutar del lugar. En esa primera parada del Salar almuerzas lo que el conductor llevó en la camioneta, suele ser un pedazo de pollo con ensalada.

Luego de estar un par de horas en el Salar, te llevan a una isla que está en medio del mismo, es linda para tomar fotos y subir hasta la punta para ver el horizonte y no hallar nada más que sal. A eso de las 5pm llegas a uno de los primeros refugios donde pasaras la noche, es un pequeño pueblo donde la mayoría de casas son hospedajes para los grupos de viajeros. Ahí solo te queda cenar, bañarse y dormir.

Al día siguiente te despiertan muy temprano para ir por todo el Desierto de Silali que es impresionante, pasas por un valle de volcanes, varios de ellos en actividad, ves muchas llamas y vicuñas, visitas varias lagunas, muchas de ellas llenas de flamencos y diferentes aves.

Finalizando el segundo día llegas como a las 6pm a otro pueblo similar al primero, donde puedes comprar algunas cervezas en la única tienda de la localidad y disfrutar la tranquilidad de la tarde hasta que te sirven la cena y vas a descansar para despertar 4:30am el último y tercer día.

Después del Salar que visitas el primer día, te sigues impresionando, esta vez con los geysers, que son orificios en la cima de los volcanes que botan un vapor a 50 grados y algunos de ellos tienen piscinas de lava, IMPRESIONANTE! Ahí ya estás muy cerca de la frontera con Chile, donde toca el camino de retorno, que si todo está bien, demorará unas 5 a 6 horas hasta volver a Uyuni.

De ahí en adelante, puedes pagar unos 35 bolivianos para llegar a La Paz, Oruro o Potosi, el trayecto promedio dura unas 8 horas.

Recomendaciones:

Llevar bloqueador solar

Usar gafas de sol

Llevar agua y algo de snacks para entre comidas, puede que no te llenes con lo que ofrece el tour.

Si es época de frío llevar una buena casaca para el día, y pantalones de lana para la noche, guantes y gorrito de lana también es básico. (La Mula)

Paseando por el salar de Uyuni.

Paseando por el salar de Uyuni.

What's Your Reaction?

like
0
dislike
0
love
0
funny
0
angry
0
sad
0
wow
0